Tel: 836-7635 - Whsapp: 6897-9440 [email protected]

El trasplante de cerebros en peces funciona: después del salto a un nuevo cuerpo, el sistema nervioso se vale de un procesamiento complejo de información sensorial para ajustarse a la dinámica del nuevo organismo. Nueva pista para la robótica.

Prueban con éxito en peces el trasplante de cerebros
Un experimento realizado con peces ha descubierto que un intercambio de cerebros entre distintos individuos no plantea ningún problema para que el cerebro trasplantado se adapte al nuevo cuerpo.

En contra de lo esperado, los peces con un cerebro que no era el suyo fueron capaces de compensar el desajuste cerebro-cuerpo que debería producirse después del trasplante.

Esos peces utilizaron la retroalimentación sensorial para compensar cualquier desajuste derivado del hecho de que el cerebro trasplantado debía gestionar el funcionamiento de las características específicas de un cuerpo que no era el suyo.

Este descubrimiento sugiere que, para algunos comportamientos, el cerebro de un animal n…


Tendencias 21 (Madrid). ISSN 2174-6850